Nóvita está en la mira de las multinacionales mineras

Por: Nancy Rivas

Al sur oriente del Chocó, en la espesura de la selva, se encuentra la población de Nóvita en medio de la reserva forestal del Pacífico. Lugar en el que conviven la pobreza y riqueza, ya que hay grandes yacimientos de oro, platino y otros minerales. Con la llegada de la Condoto Platinum Limited (CPL), han comenzado las deliberaciones entre los mineros informales y la multinacional, estando como espectadores los diferentes entes gubernamentales, que solo atinan a evadir sus responsabilidades señalándose el uno al otro.

Empresarios responden

En el 2011, al municipio llegó un grupo de personas pertenecientes a la CPL. Sucursal creada en Colombia desde el 2009 y que funciona con capital extranjero de origen australiano. La empresa se dedica a la inversión en proyectos con fines de prospección, exploración, construcción, montaje, aprovechamiento, transformación, explotación, transporte y promoción de minerales en general. Condoto Platinum tiene actualmente 2.000 hectáreas concesionadas, que se encuentran en fase de exploración y están a la espera de la entrega de 14.000 más (140 kilómetros cuadrados).

Representantes de Condoto Platinum Limited explican las ventajas de su propuesta.

“La empresa Condoto Platinum llega al municipio de Nóvita, a socializar una propuesta que incluye proyectos de intervención social, buscando beneficios como apoyo financiero, tecnológico, ambiental, social y legal de todo lo concerniente a los título de las comunidades que integran el  Cocoman”, dice George Patrick Juilland, presidente de la compañía CPL en Colombia.

El Consejo Comunitario Mayor de Nóvita (COCOMAN) discute si  la propuesta de CPL beneficia o no a las gentes, con la  limitación del tiempo, pues deben de pagar el canon superficiario por cada hectárea de terreno que comprenden los títulos colectivos. Gran parte de los habitantes del municipio son afrodescendientes, no obstante la población también está compuesta por tres comunidades indígenas, concentradas en los siguientes resguardos: Montería y San Onofre, de población Embera; Sabaletera, de la comunidad Katía.

CPL cuenta que este territorio ha estado ligado a la riqueza en minerales y en el pasado se hicieron algunos estudios de suelos, pero fueron abandonados por la inestabilidad política del Gobierno de entonces. Ahora, el Gobierno actual es seguro para la industria minera, ofreciendo incentivos para la inversión extranjera.

Juilland comenta, que “el problema cultural de las personas, es que no tienen la costumbre de un salario o de cumplir horarios, no comprenden la relevancia de tener todas las prestaciones sociales, situación que eleva los gastos de inversión de la empresa, porque los costos de la mano de obra no tienen control, cada quien cobra lo que quiere por su trabajo”.

Los mineros artesanales parecen no tener conciencia de prácticas como el ahorro, inversión en vivienda o educación, solo satisfacen sus necesidades básicas al solucionar el día a día. Ellos solo trabajan para su supervivencia. “La práctica del ahorro, no se genera porque la minería se trabaja como actividad artesanal de solo subsistencia y no productiva, fenómeno que se presenta como práctica generalizada,  no solo en Nóvita, sino en todas las principales zonas auríferas del país, donde a pesar de las riquezas de sus suelos, son territorios con altos índices de pobreza y de deficiencia en todos los servicios básicos”, expresó el  antropólogo Antonio López, de Acopi (Asociación Colombiana de la Micro, Pequeñas y Medianas Empresa).

Minería informal

La presencia de la minería informal a ambos lados de la vía que conduce desde el municipio de Condoto a Nóvita, consiste en explotaciones a cielo abierto, que vierten en los ríos gran cantidad de sedimentos de lodo, produciendo deterioro ambiental. Existen las excepciones, en la mina de Evelio Martínez, se impide la caída de aguas contaminadas a las quebradas y su intención es legalizar el negocio, aplicando un plan de manejo ambiental regulado por el gobierno.

La Corporación Autónoma Regional para el Desarrollo Sostenible del Chocó (CODECHOCÓ) se ha limitado a establecer programas de control y uso del mercurio, problema que si bien es crítico por el impacto que causa a la salud pública, no es calificado así por la corporación, debido al deficiente control, que se hace de su uso en las minas.

Mina en Cajón o explotación a cielo abierto.

El gran problema causado por la actividad minera informal, es el impacto a la seguridad alimentaria de las comunidades, por la degradación y destrucción de las fuentes hídricas. Situación que no ha sido atendida de manera integral por CODECHOCÓ,  considerando que cada mina vierte en promedio tres mil cien toneladas de sedimentos a las fuentes hídricas, las cuales son el resultado de la destrucción de cuatro hectáreas de suelo.

Entre los mineros informales persiste la preocupación, pues a partir del 1 de enero de 2012, ellos serán asumidos como “delincuentes o traficantes”, según los últimos comunicados del Gobierno Nacional. Los minerales hallados por la fuerza pública, que estén en poder de los mineros, serán decomisados siempre y cuando no demuestren la legalidad de su origen.

El ingeniero Juilland, piensa  que la comunidad está en el derecho de contemplar distintas propuestas, y concluye que “sólo Condoto Platinum se ha esmerado en suministrar una información completa y veraz de la propuesta, antes de que  se tome una decisión colectiva”.

Las irregularidades

Ofir García*, funcionaria de CODECHOCÓ, dice que la intervención que hace el Ministerio de Ambiente se reduce a restringir el uso del mercurio y la inversión de CODECHOCÓ es mínima, de bajo presupuesto, además de que esta entidad ha hecho acuerdos irregulares con mineros informales, a través de la Cooperativa de Mineros del San Juan para que el cobro que se realiza por tasa retributiva de vertimientos a cada minero se liquide bajo un valor constante de 1 millón 500 mil pesos mensuales y no como lo establece la ley: de acuerdo a la carga vertida de sólidos suspendidos totales y la demanda bioquímica de oxigeno, según lo indique el monitoreo de la propia entidad.

La entidad actualmente esta siendo liquidada por el gobierno nacional.

Según esta denuncia, el valor a pagar sería  de por lo menos 12 millones de pesos mensuales por mina. Por lo tanto dejan de ingresar a CODECHOCÓ alrededor de 5 mil millones de pesos al año, si se considera que aproximadamente 44 minas pagan tasa retributiva. Este escenario deja a la entidad como la única responsable por los daños causados a las fuentes hídricas por los vertimientos de minas en el departamento del Chocó.

Adicional a esto, el sindicato de la entidad ha hecho más de 20 denuncias por esta y otras irregularidades ante la Presidencia de la República, la Procuraduría, la Fiscalía, la Oficina Anticorrupción y todos los entes de control, pero hasta el momento, no se ha dado alguna sanción efectiva al respecto, el gobierno nacional, solo inició el proceso de liquidación de la entidad.

Actualmente existen diferencias entre  la Junta directiva del Consejo Mayor de Nóvita y la compañía Condoto Platinum. Esta última invirtió recursos en la socialización del proyecto, pero excluyó a algunas comunidades del territorio.

“La comunidad en su proceso de aceptación sufrió tres momentos: 1) Veían a la multinacional como un invasor  generador  de ruina y pobreza; 2) un inicial acercamiento con la comunidad permitió que vieran otro punto de vista, contrario a lo infundado y cambiando su postura frente a la compañía; 3) ven la llegada de la multinacional, con una visión a futuro, basada en el desarrollo de las partes”, afirma Carlos Vega, arquitecto de Condoto Platinum. En la actualidad existen otras tres empresas interesadas en los títulos colectivos del Consejo comunitario de Nóvita, pero la única que ha logrado socializar su propuesta es Condoto Platinum.

Inversiones multimillonarias

Según Gorgonio Moreno, habitante de Nóvita y miembro de COCOMAN, la propuesta actual de la empresa se centra en las negociaciones para establecer un convenio de trabajo articulado dentro del marco legal que acoja y beneficie la pequeña minería y la transnacional. Estas negociaciones establecieron mesas de trabajo con el fin analizar las necesidades de la comunidad y convenir, con las empresas trasnacionales establecidas en la región, las condiciones de explotación de los minerales.

Helcías Ayala, ingeniero ambiental, afirma que “la empresa está en unos acercamientos con el consejo comunitario para avanzar con una etapa de exploración primero y luego desarrollar operaciones con una dimensión de gran minería, incluso ya tienen equipos en Novita, sino que no los han de dejado, pues el concejo necesita una socialización preliminar con la comunidades  para  avanzar  con un proceso conjunto informal para poderlos organizar, sobre esto ya han hablado con el alcalde, ya han hecho acercamientos con mucha gente y se están preparando, incluso hay un acuerdo con los mineros legales e ilegales de Nóvita,  avanzaron en la cuestión de unos títulos mineros y dentro de esos títulos disponer unas áreas para el trabajo mineros legales”.

En caso de que alguna propuesta sea aceptada por el COCOMAN, continuarán con la etapa de estudio de impacto ambiental mínimo. En ella se analizan los diferentes compuestos minerales excavados a unos 500 metros de profundidad, proceso que tarda entre cuatro y cinco años.

Algunas comunidades podrían asociarse con las empresas, pero en el momento de la inversión o aplicación del proyecto, estas estarían en alta desventaja: los costos de la exploración, demandan que los asociados participen porcentualmente en los proyectos. Inicialmente la inversión en Nóvita podrían ser de 24 millones de dólares (unos 46.500 millones de pesos). En últimas, la comunidad no tiene posibilidades de participar en el negocio, pues son de muy bajos recursos.

En la explotación de Evelio Martínez aseguran proteger las fuentes hídricas cercanas

Eduardo Asprilla, presidente de COCOMAN, asegura que deben analizarse diferentes propuestas de otras empresas para que haya un proceso más equitativo, que se socialicen con la comunidad para que sea ella, con la vigilancia y asesoría de los entes gubernamentales, la que finalmente decida qué oferta aceptar, pensando en el beneficio integral de los habitantes.

En septiembre de este año, se firmó un acuerdo de exclusividad entre el COCOMAN y Samaranta Mining Corporation, en el cual se le concedía a la empresa la posibilidad de solicitar la concesión 117.647 hectáreas de Nóvita. Esto generó desconfianza entre los lugareños, pues Asprilla actuaba a espaldas y en contra de los interese colectivos. El documento fue firmado y hecho público en la bolsa de Toronto, como una estrategia para subir el valor de las acciones de la empresa canadiense.

La comunidad de Nóvita, sin el mayor acompañamiento del Estado colombiano, sigue adelante en el proceso de negociación, siempre buscando el beneficio en la explotación de oro y platino, minerales abundantes en la región. Al otro lado de la mesa, varias multinacionales mineras despliegan toda su capacidad económica y de negociación para obtener así la concesión, que aún en papel, les otorgaría enormes ganancias en las especulaciones financieras de las bolsas de valores.

*Por solicitud de la fuente, su nombre fue cambiado.

El caso de la ESE Salud Pereira

Por: Unidad Investigativa 

La ESE Salud Pereira es una entidad del Estado que se encarga de prestar el servicio de atención médica a 250 mil usuarios. Fue creada en el 2001 y a lo largo de su historia se ha visto envuelta en un sinfín de escándalos, contrataciones irregulares, gerentes suspendidos y mal manejo de recursos.

¿Qué pasa en la ESE Salud Pereira?, es la pregunta que todos nos hacemos, ¿a qué se debe que siempre esté mal? Quizá las respuestas podrían estar en la actual candidata al Concejo Judith Giraldo Giraldo, del movimiento Corazón por Pereira. Ella maneja el organismo desde el 2004, año en que es elegido por segunda vez alcalde Juan Manuel Arango.

Los problemas

Hasta hace unos meses, las deudas de la Empresa Social del Estado rondaban los 11 mil millones de pesos y tanto trabajadores como proveedores de medicamentos se encontraban en paro por falta de pago. La solución al problema fue la implementación de un plan de saneamiento fiscal, que trajo consigo un préstamo de La Promotora a la ESE Salud Pereira.

Según la revista Portafolio, en su informe empresarial sobre la ESE Salud Pereira, las pérdidas netas del 2007 fueron de 1.234 millones de pesos, en el 2008 ascendieron a 2.869 millones de pesos, por lo cual se puede intuir que no tuvo ni tendrá dinero para pagar el préstamo.

Mala administración

El gerente de la ESE Salud Pereira, Juan Carlos Marín –cuota de Judith Giraldo-, a principios de este año fue sancionado e inhabilitado durante tres meses por irregularidades en la contratación. La investigación dice que se saltó el paso de la licitación y entregó los contratos a dedo.

Marín ocupa su cargo desde hace siete años y a lo largo de su administración la ESE ha sido allanada por el DAS, la Fiscalía, investigada por la Contraloría, la Procuraduría, no hay un organismo del Estado que no haya puesto sus ojos en el caso.

Surgen muchas preguntas en torno a la ESE Salud Pereira y el manejo que se le ha dado, pero hasta ahora no hay hechos concretos, sólo son rumores.

El miedo

Un factor que ha contribuido a que no se esclarezca la situación de ESE Salud Pereira, puede ser el silencio de sus empleados. Tanto administrativos como personal médico se abstienen de dar declaraciones y ser grabados, ya que sienten temor por las represalias, con lo cual la realidad de la empresa queda sumida en un manto de dudas.

*Si usted tiene información concreta sobre irregularidades en la ESE Salud Pereira o tiene documentación, por favor envíela al correo traslacoladelarata@gmail.com Se garantiza absoluta reserva.

Corrupción en Aguas y Aguas: ¿dónde están las pruebas?

Gastos improcedentes y no pertinentes, son algunos de los cuestionamientos contra la entidad prestadora de servicios públicos. Pago de gimnasios, canciones y patrocinio de equipos de fútbol profesional en entredicho, son algunas de las inversiones cuestionadas.

Por: Diana Lorenza Castellanos

dianis15castellanos@hotmail.com

Muchos hablan, comentan y critican la administración de la gerente de Aguas y Aguas, María Irma Noreña, cuestionando  algunas de las supuestas irregularidades que se han encontrado en esta empresa de servicios públicos. Lo cierto es que hasta el momento no hay ninguna prueba que pueda confirmar dichas  anomalías. La  pregunta es ¿no hay ninguna irregularidad y todo es transparente o son muy astutos y han sabido camuflar estos actos?

“Primera vez en 22 años que me encuentro a un gerente manipulando los contratos”, afirma  Jorge Hernán Penagos, comerciante de tubería y redes para alcantarillado.

Maria Irma Noreña (en el centro), Gerente Aguas y Aguas

Entre los actos más cuestionados de la empresa de Aguas y Aguas se encuentra la dilapidación de recursos, es decir, están gastando dineros que a juicio de varias personas  deberían ser invertidos en algo más productivo: “hay que mirar la eficiencia y la pertinencia del gasto”, asegura Carlos Alfredo Crosthwaite, ingeniero civil de la Universidad Libre de Pereira.

Ejemplo, la financiación de un video musical llamado “Ríos de agua pura”, que promueve el cuidado de los ríos, interpretada por Javier Enrique Rodríguez. La empresa se  gastó 21 millones de pesos, que para ellos se ven representados en la responsabilidad y conciencia que adquiere la gente por el cuidado de los ríos. Pero los sondeos muestran algo diferente, pues de una muestra de  10 personas, una sola conoce la canción. Adicional a ello se gastaron en difusión de imagen siete millones de pesos. “Hoy por hoy nadie se acuerda del tema, fue algo sin trascendencia alguna”, afirma Jorge Eduardo Hurtado, director artístico de RCN Pereira.

Refuta Diana Vega, comunicadora social y contratista de Aguas y Aguas, que “el poco impacto social se debe a que la difusión comercial se hizo solamente en comunidades aledañas a los ríos y en colegios”.

Otros gastos en entredicho

Otro ejemplo, el patrocinio con 3.000 millones de pesos al equipo del Deportivo Pereira, por tener en su camiseta el logo de la empresa. Logo que fue modificado, ya que un reconocimiento del 55% de la población no es suficiente para una empresa que es monopolio. “La mitad de la gente no lo conoce y le preguntan por el logo y la gente no sabe”, asegura Mauricio Cardona, comunicador social y contratista de la empresa Aguas y Aguas, para defender la inversión en el equipo, el mismo que llegó a sumar 32 fechas consecutivas sin ganar un partido.

Por último, un contrato con el centro de acondicionamiento físico BodyTech, en donde la empresa invierte 20 millones promoviendo el deporte a los empleados, algo fuera de las funciones de la empresa.

Estos son 4 gastos que han sido cuestionados y que para la empresa de Aguas todos tienen una razón y debida justificación, pero la pregunta sería ¿qué tan de acuerdo están los pereiranos con que la plata que pagan por el servicio de agua sea “invertida” de esa forma?

Aparte de lo mucho o poco que apoyen los ciudadanos, estas “inversiones”, aparentemente se salen del objeto social de la empresa: “La Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Pereira S.A. E.S.P, tiene por objeto principal la prestación de los servicios públicos domiciliarios de acueducto y alcantarillado, incluyendo sus actividades complementarias”.

¿Gastos de servicio o de inversión?

En caso de tomar como gastos apropiados de la empresa los desembolsos  anteriormente cuestionados, hay otra conducta inapropiada, ya que estos deberían entrar como gasto de servicio y no de inversión. Es decir, Aguas y  Aguas tiene un presupuesto para gastos de servicios y otro para gastos de inversión, los de servicio se financian con el dinero que recoge la empresa y los de inversión con dinero del Estado. “Hemos considerado en algunos momentos la imagen corporativa como un gasto de inversión, es decir, es una inversión en la imagen de la empresa que da créditos y mejora la  proyección de la empresa”, dice Mauricio Cardona,

María Irma Noreña es la gerente administrativa de la empresa Aguas y Aguas, en recae la mayoría de señalamientos por corrupción, pues cabe denotar la fortuna que ha conseguido durante su carrera en la administración pública. “A mi no me consta nada, pero una casa de más de 1.500 millones en Cerritos, las segundas tierras más costosas del país, dejan mucho qué desear”, afirma Carlos Echeverry, columnista del periódico La Tarde, refiriéndose a la propiedad familiar que adquirieron los Noreña.

Noreña perteneció a la estructura administrativa de la empresa de telecomunicaciones Cable Unión, empresa dirigida por el ex senador Habib Merheg, quien de la mano del entonces alcalde Juan Manuel Arango, le ofrecen el cargo de gerente de Aguas y Aguas en el 2006. “Habib Merheg fue quien la posesionó, la llevó a ese puesto”, afirma Jorge Hernán Penagos.

Desde este año, se han venido presentando quejas y disgustos por la forma de contratación.  Aguas y Aguas es una empresa pública porque la naturaleza jurídica de esta es  “una empresa de servicios públicos mixta, perteneciente a la rama ejecutiva del poder público de orden municipal”, así lo expone Carlos Torres, secretario general de Aguas y Aguas.

Esta naturaleza jurídica le permite a la empresa de aguas contratar de forma directa y sin intermediario, personal por un monto de mil millones de pesos, facultad que dio la ley 142 para que estas empresas pudieran optimizar servicios y así ejecutar obras de manera rápida para garantizar la prestación  de los servicios. De acuerdo con esto, la gerente puede gestionar la contratación de  quien quiera y sin control alguno.

Esto ha generado, según los críticos, muchos sobrecostos a la hora de contratar, pues en esta modalidad los contratos se llevan a todo costo, a diferencia de las licitaciones públicas, que permiten la libre competencia de mercado y  una reducción de gastos.

“Ahí tenemos que confiar que ella es un ángel impoluto, eso no se le puede dejar con que la persona es impoluta y que es un dechado de virtudes, entre más virtudes impolutas tenga, más mecanismo de control debe tener la persona“, recomienda Fernando Arias, concejal del Polo Democrático Alternativo.

Formas de contratar

Otra forma de contratar es mediante invitaciones privadas, donde se llama a 3 o 4 proponentes, para que presenten una propuesta y la gerente escoge quién gana, sin importar el precio, si es más alta o más baja, ella decide a  quien contrata. De esta forma, muchas veces se direccionan los contratos: “simplemente les ponen tantos requisitos, que no todos alcanzan a entrar”, comenta un ingeniero en una reunión de  la Asociación de Ingenieros de Risaralda

Con esta forma de contratación, se dice que María Irma Noreña ha triplicado su patrimonio pues casualmente su esposo, ex personero de Pereira, con poca relación con el gremio de la construcción, compró la ferretería llamada “La casa del constructor”.

Ferretería La Casa del Constructor de la calle 14.

No necesariamente la empresa de Aguas y Aguas tiene que contratar con estas ferreterías para favorecerlas. “Eso le dan unas vueltas para disimular el tema de la contratación, por eso no aparecen directamente ellos involucrados, pero sí le dan la vuelta a través de otras ferreterías”, dice Jorge Penagos. Es decir, un ejemplo, el suministro de 200 medidores de agua, “La casa del constructor” los podría dar a 18 millones de pesos, pero la licitación se la dan al almacén Paris, quien le compra a “La casa del constructor” y le vende a Aguas y aguas en 22 millones. Esta sería una forma de favorecer el negocio de su esposo,  aumentando los sobrecostos.

Según Carlos Torres, las personas o entidades que invitan a las licitaciones, siempre son distintos, pues hay un registro de proponentes que está rotando constantemente, la dificultad esta cuando aparece una figura de “testaferrato” en los contratos.

Para Penagos, “hay un grupito de ingenieros a los que no les falta contrato” y todo esto es posible debido la falta de control. Esta forma de contratar también afecta a los jóvenes ingenieros que están a la espera de una oportunidad, para demostrar su talento y su habilidad, pero al contratar siempre  los mismos, estos jóvenes van quedando marginados de una oportunidad

Crear conciencia

Juan Carlos Valencia, plomero de Aguas y Aguas, y presidente de SINTRAEMSDES, Sindicato de Trabajadores de Empresas Públicas, afirma que el problema más que de corrupción es de conciencia.

“El problema está es en la gente, en la medida que la gente tenga claro la conciencia de que eso no se debe  hacer, que se tiene que trabajar por las condiciones que hay  en este país y que esas cosas vayan apuntando a mejorar la población colombiana, pues en esa medida cambiarán las cosas”, afirma Juan Carlos Torres

Al final de cuentas, legalmente no hay nada que pueda demostrar que esta empresa no está cumpliendo con los principios establecidos dentro del artículo 209 de la Constitución política que dice que “los recursos deben manejarse dentro de los principios de trasparencia de legalidad y serenidad de economía”. Pregunta el ingeniero Crosthwaite: ¿Hay legalidad cuando se contrata personas que no son idóneas?”. “Hay trasparencia cuando todo se adjudica a dedo, cuando se debe hacer licitación pública, hay economía cuando se gastan en objetos sociales que para nada corresponden con el objeto de la empresa.

Ahora el pueblo se debe preocupar por no dejar que el único patrimonio que le queda a los pereiranos y el cual le ha costado tanto a la gente y al gobierno sacar adelante, pase a manos del sector privado.  “Lo ponen bueno, lo ponen bonito, y después viene un empresario y dice: yo voy a operar el servicio,  como lo que ha venido pasando en Colombia, todo ya es privatizado”, remata Crosthwaite.

Irregularidades en el túnel de La Linea

Túnel que pierde sus horizontes

 

Por: Laura Tatiana Corrales Osorio

laura_jeple.l.lb@hotmail.com


Retrasos en la excavación del túnel de La Línea, equivalente al 42 por ciento, fueron anunciados  por Nelson Izaciga, contralor de infraestructura, lo cual afecta a todas las personas o entidades  que de algún modo se ven beneficiadas por la culminación de esta mega obra. Izaciga entregó  un comunicado a la prensa donde dice: “el Instituto Nacional de Vías (Invías) ha girado  317.000 millones de pesos a los contratistas Feluca y Collins, pero estos solo han ejecutado  obras por 138.00 millones de pesos. Es decir, que se detectó un faltante de 179.000 millones de  pesos, recursos sobre los que no existe una evidencia que demuestre que están en una cuenta o  en una fiducia”.

En enero del 2011 el contralor delegado de infraestructura realizó una visita a la obra,  acompañado por la interventoría, Invías y, por parte de la firma constructora, el gerente Carlos  Collins. En el recorrido la contraloría observa anomalías con lo que se ha entregado de obra  hasta la fecha y el dinero que se le dado al contratista. Su aporte no coincide con lo pactado en el proyecto, por eso solicita de manera inmediata una investigación de manera detallada.

Según lo adjuntó en el documento Conpes 3511, para el 31 de enero del 2011 se tendrían que haber ejecutado 2.464 metros y para febrero serían  3.080, de los cuales hasta este período solo se han entregado 1.057; esto indica un atraso, según los funcionarios.

El túnel de La Línea se encuentra situado entre los departamentos de Tolima (Cajamarca) y  Quindío (Calarcá). La firma que obtuvo la licitación para su construcción fue la Unión Temporal Segundo Centenario entre los integrantes de esta sociedad están: una empresa mexicana, dos españolas y 8 colombianas. Este proyecto cuenta con un túnel piloto que se realizó para la comprobación del terreno, una  vía de acceso al Quindío, la construcción del primer túnel unidireccional, la construcción de la segunda calzada Calarcá – Cajamarca, la construcción del segundo túnel unidireccional y la segunda calzada a Ibagué – Cajamarca. “Tendrá una longitud de aproximadamente 24 kilómetros y será diseñada para una velocidad de 60km”, afirma el ingeniero Germán Grajales, gerente de Grandes Proyectos de Invías.


 Con una inversión de 629 mil millones de pesos, el gobierno da inicio a la construcción la cual  mejorará el tránsito entre Ibagué y Armenia, también facilitará el acceso entre algunos  departamentos de Colombia.

“Esta obra es considerada como una de los más importantes del plan vial de Colombia, pues  hace parte de la conexión entre Bogotá y Buenaventura. La reducción del recorrido que nos  proporcionará el túnel beneficiará a los principales puertos del Pacífico, entre esos está  Buenaventura, el occidente de Venezuela, la Cuenca del Orinoco y los Llanos Orientales”, indica  el ingeniero Héctor Nieto, de Grandes proyectos de Invías.

La obra actualmente cuenta con problemas tanto administrativos, técnicos, de medio ambiente  y posterior a eso ha afectado a personas, comunidades, a las importaciones  y exportaciones del  país.

El agua turbia

Los habitantes de Calarcá, en el transcurso de los años, han anhelado que este proyecto se realice, pero ciertas fallas que se  han presentado a lo largo de su construcción, ha afectado de manera directa a los calarqueños. Ellos han presentado las quejas y piden a los responsables de la construcción del proyecto que se ponga más atención a la contaminación ocasionada a las quebradas que son el abastecimiento de sus comunidades.

Las aguas subterráneas de Calarcá  se captan a través del orificio que se hizo en la montaña en donde se construyó el túnel piloto. Este túnel tiene la caída hacia el pueblo, el caudal por el que se abastece el municipio es de aproximadamente 160 y 180 litros por segundo, esto se obtiene del río Santo Domingo, de la quebrada El Salado, la quebrada San Rafael y la quebrada El Naranjal.

“Como primer problema, el agua que salía contaminada de sólidos suspendidos y de algunos minerales era de 120 litros por segundo, ocasionando que un acueducto de la vereda La Gata se secara por el agua que de alguna manera se escurre por un desagüe que se hizo, con esto se tuvo serias complicaciones, ya que la vereda se quedó sin agua. El otro problema es que el agua que es extraída por el túnel, más conocida por nosotros como el agua superficial o subterránea, era descargada en una quebrada la cual conducía hasta la quebrada San Rafael, como el líquido llegaba tan cargado de sólidos suspendidos no se pudo volver a tratar, es decir no se pudo volver a meter al acueducto y solo se logra trabajar hasta el momento con el río  Santo Domingo”, expresa Asdrúbal Suárez Arias, interventor de proyectos.

El consorcio del túnel implementó a Calarcá dos sedimentadores, pero el alto grado de la carga de material hizo que estos no dieran abasto para purificar o remover el 80% de los suspendidos totales. Cuando los trabajadores hacen las remociones del material de excavación, algunos residuos se les quedan en la ladera y cuando se presentan las lluvias, el agua por efecto normal de la gravedad se lleva todo ese sólido suspendido y lo arroja en estas quebradas que llegan al río Santo Domingo.

“El túnel, aunque bien ha sido de mucha espera para nosotros, ha sido el principal motor de las pérdidas para nuestra comunidad, pues esta es la fuente para abastecer nuestras necesidades tanto para comer, para arreglar nuestras cosas y sobre todo para entrar dinero a nuestros hogares, pues nosotros lavamos carros ahí, es nuestro modo de vivir y ya no lo podemos hacer con esto que nos ha causado el túnel”, dice María Rosalba Garzón, habitante de la vereda La Virgen Negra.

Por parte de la empresa Multipropósito se tienen cuatro fuentes hídricas de la cuales se toma el agua para el acueducto. Desde el año 2005 informan que dejaron de tomar agua de la quebrada El Salado, que es la que afecta directamente por las obras de excavación del túnel y continúan tomando de las 3 fuentes hídricas con las que cuentan, que nunca han tenido ningún tipo de problema con la cantidad ni con la calidad. Han podido suministrar con todas las condiciones de calidad el agua del municipio.


 Por parte de la Corporación Regional Autónoma del Quindío (CRQ) sí se manifiesta que existen  algunos impactos de orden ambiental sobre la quebrada El Salado, afluente de la quebrada La  Gata, que en algunas oportunidades los sistemas de tratamiento que ha implementado la unión  temporal no han tenido la suficiente eficiencia para remover la carga contaminante de acuerdo  a las exigencias de la normatividad ambiental, además se les ha hecho el requerimiento en cada  uno de  los casos, comentan.

Los habitantes de La Virgen Negra temen que sus hogares sean tapados por los derrumbes que  les está ocasionando esta mega obra y se comparan con la catástrofe que hubo en La Giralda,  Antioquia, para ellos su fin será igual o parecido a este. Pese a esto piden a los contratistas que  compren sus terrenos, para ellos trasladarse a lugares mejores pero sus súplicas no son  escuchadas.

“Cuando hicimos la visita se habló con las personas de la interventoría y con el constructor sobre la problemática de los habitantes de La virgen negra. Ellos nos dieron la explicación y dentro del contrato nunca se especificó esa posibilidad de comprar esos terrenos y por eso a ellos se les estaba imposibilitando”, señala Luz María Arbeláez, ex gerente regional de la Contraloría en el Quindío.

Es de general impacto para un municipio llevar casi 6 años sin servicios de aquellas fuentes tan importantes que son generadoras de agua como La Gata y la quebrada El Salado, por falta de chequeos y de iniciativas ante las fallas presentadas. Como lo afirma Néstor Jaime, “No se está ejecutando el plan de manejo ambiental y una pregunta valida es ¿Qué está pasando?, ¿Dónde están los 60 mil millones de pesos que supuestamente se están utilizando para prevenir que todo esto suceda. El primer responsable es el instituto nacional de vía, el consorcio Conlínea y la unión temporal segundo centenario. No están cumpliendo y nos están engañando”.

Fallas técnicas, mal manejo de los tiempos pactados a entregas de trabajo realizado, inseguridad presentada en terrenos de construcción y posibles efectos causados por los inviernos son algunos motivos por los cuales el proyecto tiene contrariedades entre los dineros que se le suministraron a el contratista con lo que se ha producido hasta la fecha.

El túnel de la línea atraviesa una etapa de verificaciones, de sustentación y aclaración sobre presuntos atrasos que se han presentado, por ende todos los que están a sus alrededores y que de alguna manera se benefician positiva y negativamente aspiran  que este mega proyecto, uno de los más importantes de Colombia  anhelado desde el año1930 sea culminado con satisfacción y en el plazo que fue estipulado por la firma Unión Temporal Segundo Centenario.